Autores

Causas por las cuales un profesional rechaza una oferta laboral 

errori 

El concepto del trabajo se ha ido transformando con el tiempo y el desarrollo de la humanidad. Hoy en día los profesionales buscan comodidad laboral, están más enfocados en tener una buena calidad de vida y en poder pasar más tiempo con sus familias. Por esto, el trabajador dejó de vivir para trabajar, cambiando el orden de sus prioridades y buscando así un mejor provecho de su tiempo.
Actualmente, el rechazo a ciertas ofertas laborales, es algo que se ha venido presentando con frecuencia. A continuación, vamos a hablar sobre las causas más comunes por las que una persona prefiere seguir buscando trabajo o permanecer en la misma empresa, que aceptar una propuesta que no se adapte a sus necesidades.
Según nuestra Senior Consultant Marta Sanabria, una de las razones más importantes por las que un profesional rechaza una oportunidad laboral es la oferta salarial. ”Muchas veces no cumple con las expectativas del candidato, haciendo que éste siga en la búsqueda de opciones que se adecuen más a su perfil”.
Adicionalmente, si la persona se encuentra trabajando y da aviso de la posibilidad de un nuevo puesto, su empleador actual podría contra ofertar el salario, logrando retener el talento de ese candidato.
Otro factor común es el panorama de desarrollo profesional dentro de la oferta. El campo de crecimiento no es suficiente para el empleado y por esto decide rechazar la oportunidad. Un trabajador siempre va a buscar la forma de ascender con el objetivo de tener más responsabilidades y más desempeño dentro de una organización. Es por esto que las empresas deberían darle la a sus empleados la oportunidad de formar un plan de carrera dentro su proceso.
También existe otro aspecto importante y es la participación simultánea en diversos procesos de selección. Esto afecta el compromiso del empleado con el empleador y podría existir la posibilidad de una contra oferta salarial o de posición por parte de la empresa que está compitiendo por el candidato. Por ende, el trabajador se quedaría con la mejor opción. Sí su equipo está buscando a ese candidato en específico, cree una estrategia de beneficios para retener el talento. ¡Es lo más aconsejable!
Por esta razón y teniendo en cuenta lo que se mencionó anteriormente sobre la calidad de vida del empleado, hay que mencionar la flexibilidad horaria. Aunque no es un factor primordial, una gran parte de los profesionales anda buscando cierta libertad y autonomía en su lugar de trabajo. A causa de esto, cada vez existen más empresas que dejan atrás el horario corporativo clásico y se adaptan a una nueva metodología. El objetivo de ésto es lograr un ambiente mucho más cómodo y comprensible para los trabajadores.
Finalmente, la ubicación del lugar de trabajo tambien se convierte en una razón de peso que influye en el rechazo de las ofertas laborales. Hay que tener en cuenta que una persona que trabaje fuera de la ciudad, puede demorarse entre una y dos horas desplazándose hacia el trabajo o hacia su casa, dependiendo del tráfico. Este tiempo debe considerarse dentro de la jornada laboral, debido a que en promedio se gastan 4 horas llegando a sus destinos. Esto le quita tiempo y calidad de vida a los profesionales y debido a esto, muchos trabajadores buscan lugares de trabajo cercanos a sus residencias y así se evitan las largas jornadas y los trancones interminables.
En conclusión, elegir una oferta laboral no es solo una cuestión de salario, sino que implica diversas variables que deben ser tenidas en cuenta tanto por el empleado como el empleador para asegurarse de que el trato final genere beneficios y armonia entre las dos partes . Por esta razón los profesionales se han vuelto tan selectivos a la hora de elegir una oferta. La prioridad está en el tiempo que pueden invertir para ellos y sus familias.